24 de octubre de 2016

Artículo: 12 Lecciones De Vida De Las Que Nunca Te Arrepentirás (Por Javier Iriondo)

Hay lecciones de vida que no se aprenden de un libro, ni en la universidad, sino de la propia vida. Del mismo modo que hay cosas que sabemos pero no hacemos, porque una cosa es la teoría y otra la práctica. De todas formas, como siempre lo que cuenta es lo que hacemos, no lo que sabemos.

Si hay algo de lo que se puede aprender -y más nos vale- es de la experiencia, pero no tiene que ser solamente de la propia porque también podemos aprender mucho de los demás; de aquellos que han caminado por el sendero por el que tarde o temprano habremos de transitar.

Así que estas son doce importantes lecciones de vida de personas con la sabiduría de toda una existencia. Lecciones de vida que no querrás que te sucedan para no tener que arrepentirte:

1- Perderse el presente por preocuparse demasiado por el futuro.

Algo que realmente asombra a muchas personas al final de sus días es el tiempo que han malgastado sufriendo innecesariamente preocupados por el futuro, en vez de preocuparse por los problemas cuando llegan -si es que llegan-. Lo cierto es que la gran mayoría de las preocupaciones de sus vidas nunca llegaron a suceder. La vida está en el presente.

2- No viajaron cuando tuvieron la oportunidad de hacerlo.

Muchos soñaron con viajar y conocer más el mundo, con un gran viaje, pero estaban demasiado ocupados y esperaron a un momento mejor, a tener más seguridad, a que las circunstancias fuesen las correctas… pero ese momento perfecto no llegó porque no existe… NO ESPERES.

3- Preocuparse demasiado acerca de lo que piensen los demás.

¿Será importante dentro de 10 años lo que los demás piensen de mí? Son muchos los que se arrepienten de haber vivido la vida que otros les dijeron -o suponían- que tenían que vivir. Vivieron preocupados por encajar en vez de seguir sus propios principios, ser fieles a sí mismos y vivir su propia vida.

4-  No haberse atrevido a aprovechar oportunidades por miedo al fracaso.

No haberse atrevido a perseguir los sueños que tuvieron y que murieron en su interior sin ni siquiera haberse dado la oportunidad de intentarlo. ¿Qué hubiese pasado si lo hubiese intentado? ¿Cómo podría haber sido mi vida? ¿Por qué tenía tanto miedo? Esas son dolorosas preguntas con las que no quieres acabar. ¡Atrévete!

5-  No perdonar, vivir con rencores.

Es difícil vivir en paz y armonía  si se mantienen rencores  y no se perdona. La falta de perdón resta años de vida y suma amargura; es quedarse anclado en el pasado robándonos la felicidad del presente. Los que aprenden a perdonar y pasar página viven mejor, más ligeros y más felices.

6- No haberse despedido correctamente de los seres queridos, dejar cosas sin decir.

Al igual que los homenajes, a veces se hacen demasiado tarde y es mejor hacerlos en vida. Reconoce lo que tengas que reconocer y di lo que tengas que decir a tus seres queridos, porque no despedirse correctamente de ellos es algo que después no se puede remediar; y esas palabras que a veces se guardan  son el regalo más valioso que puedes dar.

7- Trabajar demasiado: ojalá no hubiera trabajado tanto.

Obviamente hay que pagar las facturas, pero al final de la vida nadie mira atrás y piensa ¡ojalá hubiese pasado más tiempo en la oficina!, sino todo lo contrario. La gran mayoría se arrepienten de no haber encontrado un equilibrio entre su vida personal y profesional, de no haber disfrutado más de los momentos y de los suyos.

8- Permanecer en una mala relación.

Pocas cosas apagan tanto la vida como permanecer en una mala relación, una relación tóxica. Nadie que abandona ese tipo de relación se arrepiente, sino que su único arrepentimiento es el tiempo perdido por no haberlo hecho antes.

9- No haberse cuidado más.

Son muchos los que cuidan su casa y su coche más que su cuerpo, pero cuerpo sólo tenemos uno y tiene que durar toda una vida. Muchos se arrepienten de no haberse cuidado más, porque las personas que se cuidan y hacen deporte se mantienen más jóvenes y con más vitalidad, lo que significa una mayor calidad de vida.

10- Ojalá hubiera mantenido un mayor contacto con mis amigos y seres queridos.

A pesar de la conectividad actual, cada vez hay más personas que acaban solas, y algo de lo que muchos se arrepienten es de haber perdido el contacto con los amigos, de no haber hecho un mayor esfuerzo para alimentar esas amistades… Y con los años se dan cuenta de lo que realmente vale es el amor y las buenas amistades.

11-. Tener miedo de decir “Te quiero”.

Esta es otra de las lecciones de vida de las que muchos se arrepienten: no haber comunicado más y mejor sus sentimientos a sus seres queridos. Por algún miedo, por timidez o por pensar que no era necesario, se guardaron las palabras mágicas del aprecio y del amor, “te quiero”,  porque cuando das cariño y amor eso es precisamente lo que recibes, amor, porque recoges lo que das. Cuando dices un te quiero, estás dando reconocimiento, estás dando valor y  tú mismo te sientes mejor.

12- No haber sido lo suficientemente agradecido.

Son muchos los que se dieron cuenta muy tarde de la importancia de ser agradecidos. Cuando no eres agradecido por lo que tienes, estás pensando en todo lo que te falta y si no aprendes a apreciar las pequeñas cosas y ser más agradecido, nunca nada será suficiente y vivirás con la sensación de carencia.  Aprender a apreciar las pequeñas cosas y ser más agradecido es sembrar felicidad.

¿Tú que opinas? ¿Cuál de estas 12 lecciones de vida crees que es la más importante? ¿O lo son todas? Déjame tu comentario más abajo. Un Saludo.

Javier Iriondo
Compartir:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Por Email.

Suscríbete para recibir los últimos artículos en tu correo electrónico. Mira en tu bandeja de "spam" por si ahí tuvieras la confirmación de la suscripción.

Sobre El Blog

Este blog simplemente es el camino que voy recorriendo día a día mientras hago mi sanación. Una sanación que debí hacer muchos años atrás, pero que el universo ha decidido que sea ahora. Recomendaré, libros, videos, música, artículos, reflexiones, fábulas, cuentos espirituales, etc, que me gusten para compartir. No pretendo ser maestro, solo aprender de lo que lea y de lo que viva, para amarme a mi mismo y así poder amar más y mejor a los que me rodean.
Te animo a que comentes las entradas que aquí ponga, siempre serán bienvenidas además de ser un aprendizaje para todos.

"Este blog está dedicado a tí, que cogido de tu mano, me guiaste haciéndome ver el camino de la luz".
"El concepto que usted tiene sobre mí no va a cambiar quién soy, sin embargo sí que puede cambiar mi concepto sobre usted”. Dr. House

Archivo Del Blog

Poemas De Un Personaje Secundario

Poemas De Un Personaje Secundario
Mi Blog De Poemas

Síguenos En Twitter

Visitas Al Blog

Canal De iVoox